Bloqueo a los anuncios relacionados con criptomonedas

El auge de las criptomonedas y ¿su caída? Bitcoins, Ethereum, Litecoin, Ripple, se cuentan a cientos. Y el número no deja de crecer gracias también a las ICOs (Initial Coin Offering), una forma de financiación similar a la OPV (Oferta Pública de Venta) de una empresa. Kodak tiene su propia criptomoneda, la KodakCoin, Home Meal (empresa madre de Nostrum) también tiene la suya bajo el nombre de Meal Token, Telegram planea sacar una criptomoneda propia, y muchas más empresas están estudiando la tecnología del blockchain para lanzar su criptomoneda para mejorar las transacciones entre sus usuario.

Bien, parece entonces que la moda se expande, que todos quieren nombrar una criptomoneda, todas las marcas están en el ajo, ¿o no? Parece que gobiernos y dos de los gigantes tecnológicos no están de acuerdo. China, Japón, Islandia, Tailandia o Rusia son algunos de los países que no se lo ponen fácil al mundo de las criptomonedas. Y ahora Google y Facebook se unen a ellos prohibiendo los anuncios relacionados con las criptomonedas, ya sea promoción de estas o de ICOs.

Parece que existen dos grupos ahora mismo en el mundo tecnológico, y parece algo contradictorio ya que las criptomonedas se mueven gracias al blockchain, un proceso tecnológico revolucionario en cuanto al tratamiento de datos, permitiendo así una red segura de transacciones en la que difícilmente se podrá editar la información. Por ejemplo, en un almacén de Inditex, gracias al blockchain (una serie de puntos funcionan como base y guardan la información que se envía), podrán quedar perfectamente guardados la hora y tiempo que ha durado cada proceso, desde que la prenda entra en el almacén hasta que sale hacia el cliente. El trasfondo de la decisión tomada por Google y Facebook es la no regulación de este sistema aún moderno (aunque hace años que las criptomonedas circulan a lo ancho y largo del mundo online).

¿Y cómo afecta esto a la comunicación? Primero, las empresas que buscan inversores o participantes en su ICO, tienen la tarea más difícil ya que no pueden anunciarse en dos de las plataformas más visitadas de internet, tendrán que tirar de contactos. ¿Y quiere decir esto que las criptomonedas no son seguras? Para nada, esta medida se toma simplemente por la novedad del proceso.

Como en cada boom que hemos vivido estos últimos años, al principio hay temor, se habla de burbujas, y todo se magnifica. Pero en realidad, aunque se hable mucho de ICOs ahora mismo, Carlos Domingo en una entrevista con La Vanguardia, pide calma:

Igual que internet existía desde los años 80 y no empezó a madurar hasta 1995... El bitcoin tiene diez años,­ ­pero está empezando todo ahora. Las plataformas de blockchain ­todavía tienen un problema de ­escalabilidad para poder tener usos masivos. [...] Y si miras la ­capitalización bursátil de las empresas que han hecho ICO, está por debajo de los 100.000 millones de dólares; cuando el Nasdaq pinchó la burbuja punto com, la capitalización de sus empresas sumaba 22 billones de dólares.

Con el largo recorrido que queda aún por recorrer, la recomendación es ser pacientes y ver cómo evoluciona la situación. Desde luego que Google y Facebook bloqueen los anuncios sobre criptomonedas no ayuda, pero parece que esta vez han decidido ponerse junto con los gobiernos que piden una regulación del proceso de blockchain y transacciones con criptomonedas.

Si tenéis cualquier duda, ¡escribid un comentario!




DEJA UN COMENTARIO

Tu dirección de correo no se publicará


Comentar


Nombre

Email

Url